Nuestro último destino en las Playas del Desembarco de Normandía será Omaha Beach. La 1ª División de Infantería llegaría a esta playa para la toma de la Punta de Hoc, respaldados por los Rangers, para tener acceso a las vías hacía el interior. Omaha con el tiempo también se la llamó “la sangrienta” por el duro enfrentamiento que allí se vivió.

Nos pareció una playa espectacular donde disfrutar de un fabuloso baño en el Canal de la Mancha.

No teníamos ganas de irnos, al día siguiente empezaría nuestro regreso a casa (deteniéndonos  antes en Saint Michel), así que decidimos pasar lo que nos quedaba de tarde en la playa de Omaha, renunciando a ver el cementerio americano (cierra muy pronto), pero aprovechando el buen tiempo y la buena sidra del chiringuito de la playa a lo normando.

Al final de la playa hay unas esculturas, semejando espadas, como monumento a las personas que perdieron la vida en la batalla.

foto9680

El próximo post, el mágico Monte Saint Michel….